Inicio +Noticias Recreará música de Sibelius en Bellas Artes

Recreará música de Sibelius en Bellas Artes

Si algo caracteriza la música del compositor finlandés Jean Sibelius (1865-1957) es su fuerza, su energía; está llena de vida y por eso continúa interpretándose en el mundo.

Tiene cierta fuerza esencial que atrapa y por eso sobrevive, expresa John Storgårds en entrevista con La Jornada.

El director de la Orquesta Filarmónica de Helsinki se presenta con la agrupación este fin de semana en el Palacio de Bellas Artes, con un programa en el que tocarán las siete sinfonías de Sibelius. El complemento incluye Vals triste, Finlandia yConcierto para violín.

Esta presentación se inscribe en las conmemoraciones a Johan Julius Christian Sibelius en el aniversario 150 de su natalicio.

El músico nació el 8 de diciembre de 1865 en Hämeelinna y falleció el 20 de septiembre de 1957 en Järvenpää.

La de Sibelius es una música fuerte. Hay algo esencial en el corazón de sus composiciones que todavía habla a las personas. No creo que su música vaya a morir, porque llega, toca, está llena de vida y energía, afirma Storgårds, quien este año concluye su trabajo en el podio de la Filarmónica de Helsinki.

Las conmemoraciones sirven no sólo para llevar las obras de Sibelius a todo el mundo, sino ayudan también a que se le conozca dentro de Finlandia.

“Lo que las personas saben de la música de Sibelius no es tanto como lo que conocen de él como individuo, como figura de la historia cultural de Finlandia, o el papel que tuvo en la lucha por la independencia; pero realmente a la gente no le interesa mucho la música, no sabe lo importante que es su fuerza musical, no sabe mucho de su arte.

“Hay algunas canciones de Navidad que muchos conocen, que son hermosas también, pero creo que este año, en el 150 aniversario de su natalicio, ayudará a que los finlandeses se involucren más con su repertorio.

Sibelius hoy está por todos lados; hay conciertos, la radio toca su música más que nunca, es bueno dentro de Finlandia que tengamos este aniversario, estos festejos, incluso en una perspectiva internacional. Me siento confiado en que se conocerán más sus composiciones que siguen interesando a los especialistas y a los compositores jóvenes.

Les interesa estudiar las partituras de Sibelius y su repertorio por su personalidad e individualidad como compositor, la forma en la que trabajó su propio estilo, la manera en que construyó su música, la forma en la que estructuraba sus obras. Aún es muy importante en ese sentido. Por supuesto, su música todavía habla a la gente en lo personal.

–¿Existe una forma finlandesa de tocar a Sibelius?

–Hay tradiciones, sí. Para mí se refiere más a cierto sonido que los finlandeses tenemos. De alguna manera es el entendimiento del sonido de Sibelius que tenemos desde el nacimiento; no es fácil de explicar qué es. Debe ser la naturaleza finlandesa, la gente finlandesa, todo eso era parte de lo que era Sibelius y de lo que hizo como artista. Al ser finlandés te sientes fácilmente en casa con estas piezas.

“Si miramos más de cerca, como director encuentro desafiante adaptar las tradiciones; está cómo se hace la música y se interpreta, pero no me quedo estancado en ello, porque también es importante que creas en lo que obtienes cuando realmente y de manera profesional estudias su música, y no sólo la de Sibelius, sino la de cualquiera: lo que hay entre la partitura y tú mismo. No te tienes que estancar con cierta tradición de: ‘se toca así y nada más’. Esa es una forma de equilibrar lo que es bueno en la tradición y lo que no se necesita seguir.”

Tres conciertos, 10 obras

–Usted tiene una relación especial con el Concierto para violín.

–Así es. Como violinista, yo mismo tengo una relación especial con esa pieza.

“El Concierto para violín fue la primera obra de Sibelius de la que me enamoré por completo. Cuando la escuché por primera vez me voló la mente, creo que fue la inspiración para convertirme en violinista.

Más tarde me han inspirado muchas otras cosas, tocar en orquestas, pero al escuchar sus sinfonías a una edad muy temprana se convirtió en algo muy importante para mí.

El Concierto para violín es una de las 10 obras de Sibelius que el público mexicano escuchará en los tres conciertos que ofrecerá la Orquesta Filarmónica de Helsinki en el Palacio de Bellas Artes. El programa está dividido de la siguiente manera: el viernes a las 10:30 horas interpretarán la sinfonías número 1 y 5 y el Concierto para violín. El sábado a las 19 horas las sinfonías 2 y 4 yFinlandia, y el domingo a las 12:15 horas las sinfonías 3, 6 y 7 y Vals triste.

–¿Por qué este orden particular de las sinfonías?, ¿por qué no están de manera cronológica?

–Porque son piezas individuales también. Es posible hacerlo de manera cronológica, pero no es la única forma. Trato de hacer un concierto que incluya el Concierto para violín,Finlandia y Vals triste, lo que le da una buena forma a cada presentación, suficientemente llena de diferentes personalidades y combinaciones de las piezas de Sibelius.

La presentación en México, la primera de esa orquesta en el país, es también la primera ocasión en la que John Storgårds dirige las siete sinfonías en un solo paquete.

Las ha dirigido en varias ocasiones dentro y fuera de Finlandia, pero no en un solo ciclo, y hace unos años las grabó, pero con la BBC Philharmonic. Estos conciertos son además un privilegio para los que asistan: no existe una orquesta que esté más ligada al trabajo de Sibelius que la Filarmónica de Helsinki, fundada en 1882, con la que Jean Sibelius estrenó y dirigió casi todas sus sinfonías. Incluso algunas de las partituras que utilizan hoy datan de la época de Sibelius.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.